lunes, 10 de febrero de 2014

Domingo





De echarte de menos,
lo peor son los domingos.
Que son más tú.
Ya sabes...
los paseos y tus tardes de desvaríos.

Los domingos son,
como más lunes sin ti.
Una tragedia rutinaria
la de echarte de menos
cada domingo.

Hay días que no me soporto
si no te echó un poco de menos.
O nose,
Si no me echo a mi un poco de más.
Por aquello de que ya no estás.

Y es que el tiempo
No cura los domingos.

El tiempo reseca las lágrimas,
y ya con eso creemos
que nos vamos a salvar cada domingo.
Pero nada más alejado
de mi realidad.

Ya sólo me queda pasar
del sábado al lunes.
Y esperar a que un día,
aparezcas sin dar explicaciones.

11 comentarios:

  1. La ausencia de un ser querido es un golpe debastador... pero debemos ser fuertes si no queremos perdernos a nosotros mismo.
    Saludos y pasate cuando quieras :3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ser ferte es lo unico que nos queda.
      Saludos :D

      Eliminar
  2. Como dice Andrés Suárez, "los días de domingo, que pesan como años". Yo también los odio. ¿Sabes? El tiempo reseca tanto las lágrimas que nos deja la piel tan tersa que a la más mínima nos rompemos.

    Te espero en: http://proyectodesobria.blogspot.com.es/ ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  3. Pues si la verdad es que las lagrimas se resecan. Esa frase de Andrés me gusta.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  4. Malditos domingos.
    Yo creo que a todos nos pesan un poco más.
    Pásate por mi blog si quieres, a mí también se me atragantan los domingos.
    http://martt13.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola buenas
      Me pasare por tu blog y sobre los domingo que son de los peores dias junto con los lunes, no queda mucho que decir. Hay que tomarselos con tranquilidad.

      Si quieres seguir el blog a la dereche en negro sale un cosa para poder seguirlo.

      Eliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. Jesús: es muy bueno. No obstante, no olvides revisar siempre, antes de publicar, tus faltas ortográficas. De verdad: una gran declaración puede fastidiarse por una palabra mal escrita.
    Por cierto... Los domingos también pueden ser maravillosos. Te lo demostraré.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me dirás donde dices que está esa falta invierno. :D

      Eliminar